La movida griega contada para torpes en economía


En estos momentos, Grecia debe 1.000 euros a cada español, si quitamos los españoles que no pagan impuestos. A mi familia le debe 5.000 euros. ¿Cómo hemos llegado hasta aquí?… Lean.

¡Ding dong!

—Hola, soy Alexis. Quiero formar parte de tu grupo de amigos.

—Hola, Alexis. Claro, pasa. Somos un grupo de amigos prósperos y solidarios

—Muchas gracias. Yo no tengo mucho dinero. ¿Podéis prestarme 2.000 euros cada uno para que me pueda comprar una tienda y montar una frutería?

—Claro, toma.

¡Ding dong!

—Hola Alexis. ¿Qué tal tu frutería?

—De eso venía a hablarte. No puedo estar en un grupo de amigos como vosotros con el coche que tenía, así que me he comprado uno nuevo

—Lo entendemos Alexis. Toma otros 2.000 para la tienda

¡Ding dong!

—Hola Alexis, ¿ya tienes la tienda?

—No, he contratado una asistenta para tener tiempo para la frutería. ¿Me dais otros 2.000?

—Bueno, pero no te gastes más, éstos para la tienda

¡Ding dong!

—Hola, soy Alexis. La asistenta me ha pedido un aumento de sueldo, y le he puesto 14 pagas, y también doy un subsidio a mis hijos. Si no me das 2.000 más para la tienda, no podré trabajar y no podré devolverte los 6.000. Además, mi asistenta tiene 50 años, y la he mandado a casa, le pago una jubilación y he contratado a otra.

—Joé, Alexis, eres la pera. Toma, pero que sepas que son los últimos.

¡Ding dong!

—No me digas más, Alexis: necesitas 2.000 euros más.

—No, qué va. Vengo a decirte que ni trabajando toda mi vida te podré pagarte 8.000. Necesito que me perdones 3.000 euros.

—Vale, pero como no me fío, firma este contrato en el que te comprometes a bajar el sueldo a tu asistenta, no puedes jubilarla hasta los 65, y tienes que vender el coche y comprar uno más barato.

¡Ding dong!

—Soy Alexis. Estamos hasta el gorro de austeridad. Vaya mierda de amigos solidarios que sois. He prometido a mi familia y mis asistentas que voy a subirles el sueldo y vamos a volver a las 14 pagas y a la jubilación anticipada.

—Vale, ¿de dónde piensas sacar la pasta?

—De ti y de tus amigos, claro.

—Imposible. Firmaste un contrato, ¿recuerdas?

—Ya, pero yo se lo he prometido y yo cumplo mis promesas.

—Bueno, te has metido en un gran lío, pero queremos que sigas en nuestro grupo de amigos. Vamos a ver si llegamos a un acuerdo.

—Un momento, voy al servicio… Ya he vuelto. He aprovechado para preguntarle a mi familia qué tengo que hacer ahora, y como les prometí que no aceptaría las condiciones del contrato, les he recomendado que digan que no, porque sois una panda de terroristas. Y les he dicho que como estás muy acojonado porque no quieres que deje tu grupo de amigos, si deciden que no, en un par de días vas a darme la pasta, para que no os deje. Además, tampoco podré pagarte nunca los 5.000. Tienes que perdonarme otros 2.000. Y como soy un tío orgulloso, no pienso ceder ante tu chantaje, voy a mantener los sueldos y las jubilaciones de mis asistentas.

(vía @Absolutexe)

3 comentarios en “La movida griega contada para torpes en economía

  1. Estimado Aguador, su nueva entrada se ciñe perfectamente a lo que pensamos muchos sobre lo ocurrido y lo que ocurre en Grecia. Es cierto que en ese país han pasado cosas, cuanto menos, curiosas en su economía y la gestión de la misma. Pero no estoy de acuerdo con usted en el primer “toc toc”. No fué Alexis quien pidió entrar en el grupo, sino otros mentirosos parecidos.

    Quizá estaría bien explicado diciendo.

    “Toc toc” hola soy Alexis el dueño de la frutería que adquirí y que está con unas cuentas como el culo. Pero que si quieren que siga dentro del grupo y que os devuelva la deuda, debeis de hacerlo a mi manera y como vosotros quereis, terroristas. Algunos paises del grupo fueron mas tonto que yo y les aplicasteis vuestras normas de ajustes y, aunque van algo mejor, yo no quiero pasar por ese aro. Entendido terroristas?

    O algo así……

    Saludos

    • La verdad, amigo Pablo, es que copié el post con prisas. Si lo hubiera elaborado un poco más, en el post hubiera tenido que citar a dos figuras más: Georgios Rallis, el presidente que negoció en 1981 las condiciones de entrada en la entonces CEE (según cuentan, un señor honesto y modesto) y al menos los dos Papandreou, padre e hijo, que estuvieron jugando a las finanzas «creativas» durante los treinta años siguientes. Y hubiese tenido que recalcar el hecho de que la UE «se dejaba engañar» por esos trileros, a los que toc-toc-Alexis ni piensa detener, ni llevar ante la justicia, ni mucho menos a la cárcel. Cosa que podría hacer porque su partido es un partido «nuevo». ¿O es que no lo hace porque sus padres forman parte también de esa «casta ladrona» y detener a Papandreou y a toda la patulea sería como tirar piedras a su propio tejado?

      • A eso es a lo que me refería yo. Desconocía las fechas y algún nombre, pero ¿Quien no conoce a los famosos Papandreu?. Yo, por extensión, los comparé siempre con nuestro risueño e inútil ZP.

        Gracias por la aclaración, y saludos desde el “templado” Norte.

Gotas que me vais dejando...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s