La mitad del mundo

Hace ya unos días que ando por el bello y muy caluroso país llamado Ecuador. Dicen que uno, durante el año, debe ir a algún sitio en el que nunca antes hubiera estado y, en lo que a mí respecta, me privaba escaparme a 10.000 kilómetros de mi atribulada España, a fin y efecto de…